Siete personas fallecen en Cachipay y Viotá por deslizamientos de tierra

El gobernador de Cundinamarca, Nicolás García Bustos, informó que a siete se elevó el número de personas fallecidas en los municipios de Cachipay y Viotá, como consecuencia de los fuertes aguaceros que se presentaron en la noche del jueves, 21 de abril.

En ese sentido, en Cachipay, pasó de uno a dos la cifra de personas fallecidas. En esa municipalidad, a 53 kilómetros al oriente de Bogotá, se desprendió un talud de tierra que, finalmente, sepultó a dos personas, cuyas identidades están por establecer.

De otra parte, en Liberia Baja, en el municipio de Viotá, a 86 kilómetros de la capital, las labores de rescate adelantadas permitieron hallar un nuevo cuerpo perteneciente a la familia de cinco miembros, cuya vivienda se llevó la avalancha. Con el rescate de ese cuerpo, se elevó a tres los cuerpos recuperados de ese hogar.

El gobernador aseguró que “la búsqueda de los desaparecidos se mantendrá hasta dar con ellos. Toda nuestra solidaridad y todo nuestro respaldo con los familiares de las personas que perdieron la vida en estos hechos trágicos”.

En otro frente de la atención de la emergencia, García manifestó que para garantizar el abastecimiento de agua potable a los habitantes de Liberia Baja, en donde el acueducto fue destruido por la avalancha, ordenó el desplazamiento de carrotanques con agua potable. También desplazó equipo para la reparación del acueducto.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *