Defensoría emite otra alerta para el Bajo Cauca por 1.057 asesinatos entre 2017 y 2020

Según la entidad, 72 de estos homicidios se cometieron en plena pandemia.

La Defensoría del Pueblo emitió una nueva alerta temprana por la situación de inseguridad en Antioquia, esta vez para el Bajo Cauca antioqueño.

En la alerta asegura la Defensoría que son 261.000 personas en seis municipios que están en riesgo de reclutamiento, homicidio, extorsión, amenazas, desplazamientos y desaparición forzada por parte de los grupos armados que hacen presencia en la zona: el ELN, las Autodefensas Gaitanistas o Clan del Golfo y Los Caparros.

Según el documento, 1.057 personas han sido asesinadas en toda la subregión del Bajo Cauca entre 2017 y 2020, 72 de estos homicidios se cometieron entre los meses de marzo y junio, en medio de la pandemia.

Oscar Yesid Zapata, defensor de Derechos Humanos del Proceso Social de Garantías, dijo que es la ausencia del Estado la principal preocupación en esta subregión.

“Esta alerta es la confirmación de los niveles de riesgo y la situación de todo el departamento. No es la última que haya salido, sino que es la repetición de alertas que salen y salen y las cosas no cambian. El Bajo Cauca tiene violencia sistemática contra la población”, dijo Zapata.

Tarazá es el municipio con más problemas de orden público y donde tras una racha de homicidios hay 84 personas desplazadas.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares