Caminante venezolana, primera migrante COVID-19 en Santander

La mujer llegó al municipio de Cutirtí en Santander procedente del Perú.


La mujer venezolana mayor de 50 años llegó el pasado 21 de julio al municipio de Curití en Santander, según la información de las autoridades en esa localidad, venía caminando desde Perú.

Aunque la paciente manifestó que durante el trayecto se venía sintiendo mal y que sufría de diabetes, el médico que la atendió en el Hospital San Roque de Curití determinó que tenía otros síntomas relacionados con COVID-19.

“Presentó una descompensación. Sin embargo, se envió una ambulancia al sector de El Ramal donde permaneció la mujer y el personal con todos los protocolos de bioseguridad la trasladan al hospital a la zona de aislamiento, antes de la remisión a un hospital de segundo nivel, se realiza la prueba que da resultado positivo ”, explicó Claudia Johana Alonso, gerente del Hospital San Roque de Curití.

La mujer fue trasladada al Hospital de San Gil donde recibe atención médica. Este es el primer caso de un migrante venezolano que se conoce en el departamento de Santander.

El caso fue informado por la Alcaldía del municipio de Curití que confirmó que la mujer se detuvo en esa localidad a la espera de otros familiares que también venían caminando desde el país de Perú.

Share

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

shares